La educación en los Estados frágiles en el centro de las prioridades

Artículo, 04.11.2015

El 6 de noviembre tiene lugar en Berna una mesa redonda organizada por la COSUDE sobre el desafío de la educación en los Estados frágiles. Esta temática es una prioridad del nuevo Marco de Acción Educación 2030 aprobado dos días antes en la sede de la UNESCO. Julia Gillard, presidenta de la Alianza Mundial para la Educación, participa en el evento.

Julia Gillard, presidenta del Consejo de administración de la AME visita una escuela en Ruanda en febrero de 2015. © Marielle Smith

El acceso a la educación es un derecho fundamental de todo ser humano. Sin embargo, aún sigue siendo inaccesible para millones de niños y de adolescentes a través del mundo. La situación es particularmente inquietante en los países frágiles o afectados por la violencia o un conflicto. Hoy en día, 40 países son considerados como tales. Y casi cuatro de cada seis jóvenes no escolarizados viven en estos países. Paradójicamente, la ayuda internacional al desarrollo para la educación se ha reducido en un 10% desde 2010. 

Una prioridad para Suiza 

La COSUDE organiza en Berna, el viernes 6 de noviembre, la mesa redonda «Los desafíos de la educación en los países frágiles y afectados por conflictos». La prioridad de la COSUDE es un mayor compromiso en los Estados frágiles y reforzar dicho compromiso también en materia de educación y de formación. En 2014, la COSUDE invirtió 103 millones de CHF en este sector. La Alianza Mundial para la Educación (AME) es su principal contraparte internacional en el campo de la educación. La COSUDE apoya a la AME con la suma 7 millones de CHF por año. 

La mesa redonda se enmarca en la continuación de la aprobación del nuevo Marco de Acción Educación 2030 en el seno de la UNESCO. Este nuevo Marco de Acción 2030 para la educación contiene diversos elementos innovadores, entre ellos la idea de un aprendizaje a lo largo de la vida por la cual Suiza se ha fuertemente movilizado. 

El Marco de Acción prevé una integración entre educación de base y formación profesional accesible a todos, jóvenes y adultos, y adaptada a las necesidades de la población. Asimismo, hace énfasis en la calidad y la equidad de los sistemas educativos e invita a intervenir prioritariamente en los países en situación de emergencia. 

El sistema educativo suizo tiene ventajas comparativas - gobernanza descentralizada, posibilidades de pasarelas entre las formaciones, bilingüismo, formación profesional dual propuesta a los aprendices - que pueden servir de ejemplo en la implementación de proyectos educativos, principalmente en los Estados frágiles. 

El papel clave de la Alianza Mundial para la Educación 

La AME, único Fondo multilateral y multi-actores en el campo de la educación, juega un papel clave en la implementación del Marco de Acción Educación 2030. La estrategia actual de la AME centra su financiación en la educación de base. Con su nueva estrategia que está previsto adoptar en diciembre de 2015, la Alianza Mundial para la Educación alineará su impacto y financiación con el Marco de Acción Educación 2030 durante el período de cinco años del nuevo Plan Estratégico 2016-2020). La AME apoya a 61 países en desarrollo, de los cuales 28 son Estados frágiles.

Encuentro con Julia Gillard, presidenta de la AME y antigua primera ministra de Australia. 

¿Cuáles son los principales desafíos que enfrenta la Alianza Mundial para la Educación en relación con la Agenda 2030?

La Alianza Mundial para la Educación se considera como una plataforma central a través de la cual puede cumplirse la Agenda de Educación 2030. Como contraparte en la implementación del ODS4, apoyaremos a la ONU y a sus Estados Miembros, incluidos los procesos nacionales, regionales y globales, para alinear mejor los esfuerzos de ayuda y hacer un seguimiento de los avances en el logro de los objetivos de educación. En un enfoque secuencial, la Alianza Mundial alineará también el impacto y la financiación del partenariado durante los cinco años de duración de nuestro nuevo Plan Estratégico (2016 a 2020) en apoyo del nuevo objetivo mundial de educación.

A mi modo de ver, este nuevo, y ambicioso, objetivo mundial de educación conlleva tres grandes desafíos que nosotros, como comunidad internacional, debemos afrontar:

  • financiación y utilización eficaz de los fondos
  • equidad en el aprendizaje
  • recopilación de datos

La Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible…

La Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible fue adoptada por la Comunidad internacional el pasado mes de septiembre en Nueva York. Es el fruto de un largo trabajo realizado por un grupo de trabajo de la ONU, del que Suiza forma parte. El objetivo de esta Agenda detallada en 17 objetivos es contribuir al desarrollo mundial y favorecer el bienestar de la humanidad sin explotar excesivamente ni destruir los recursos naturales. La Agenda 2030 reemplaza a los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM). Cabe señalar que tiene una validez universal, es decir, que todos los países del mundo deben contribuir a su implementación. 

… y el nuevo Marco de Acción Educación 2030

El cuarto objetivo de la Agenda 2030 está destinado a la educación. Este objetivo estipula que cada país debe «velar por que todos tengan acceso a una educación de calidad en condiciones de igualdad y promover oportunidades de aprendizaje durante toda la vida». La realización de este objetivo se traduce en el  «Marco de Acción Educación 2030». Este documento tiene en cuenta los logros alcanzados desde los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM). Pero va más allá y hace énfasis en el fortalecimiento del acceso a la educación para todos, el aprendizaje a lo largo de la vida, la priorización de la acción para los países en situación de emergencia y el papel instrumental de la educación para alcanzar los otros 16 objetivos de la Agenda 2030.